contador gratuito
No icon

Pablo Casado afirma que las cuentas son “la semilla de una nueva recesión” y pide a Rivera que no la

Sánchez ofrece al PP y Ciudadanos negociar los Presupuestos “si no hay bloqueo”

El presidente Pedro Sánchez ha tendido este martes la mano al PP y a Ciudadanos para negociar los Presupuestos que ha enviado a Bruselas, con el fin de lograr el máximo consenso. "El Gobierno está abierto a hablar con todas y cada una de las fuerzas del Parlamento para lograr los mejores Presupuestos que necesita España, y con la voluntad de que no haya bloqueo", ha manifestado. Y ha añadido: "Las diferencias deben ser cosa del pasado; el presente y el futuro debe estar presidido por la voluntad de dialogar". En este sentido, ha resaltado que está dispuesto a escuchar "todas las propuestas que sean necesarias".

Bajo esas premisas, Sánchez confía en aprobar unas cuentas que considera sensatas, que dan estabilidad al país y que priman el interés general por encima de todo. "Hay objetivos que debemos perseguir en su conjunto y no por separado", ha indicado ante los 700 asistentes al Congreso de Empresa Familiar, que se celebra en Valencia. "Y cerrar las heridas de una crisis económica que todavía afecta a muchos", ha añadido.

El jefe del Ejecutivo ha lanzado un guiño a los empresarios para que apoyen las cuentas públicas que ha presentado. "Tengan la certeza de que este Gobierno valora su sacrificio. Vengo aquí a escuchar y a aprender de ustedes porque mi mayor aspiración es que triunfen. Su éxito es el de todos, porque España es un proyecto por el que vale la pena luchar y arrimar el hombro", ha destacado. 

El discurso del presidente del Gobierno, que ha recibido tibios aplausos del auditorio, ha obtenido, también severas críticas, por la referencia que ha hecho a que las grandes firmas pagan menos del 10 por ciento del impuesto de sociedades. Algunos de los presidentes de estas empresas han comentado a este diario que no sabían "de dónde" se sacaba Sánchez la cifra: "Tributamos por encima del 20 por ciento", se han quejado los empresarios. 

El consenso que pide el jefe del Gobierno coincide con la reclamación del presidente del Instituto de la Empresa Familiar, Francisco J. Riberas, que ha manifestado que España debe enfrentarse al posible cambio de ciclo con los deberes hechos. "No podemos permitirnos que se sigan adoptando medidas a corto plazo con la finalidad principal de garantizar la gobernabilidad", ha apuntado.

En el mismo foro, participó minutos antes el presidente del PP, Pablo Casado, que se mostró bastante reacio a respaldar las cuentas con su actual configuración.

El líder popular ha pedido a Ciudadanos que reconsidere su decisión de las últimas horas y mantenga el bloqueo a los Presupuestos de Sánchez  porque, ha dicho, su aprobación pone en riesgo la recuperación económica de España. Casado ha subrayado que considera necesario que todos los partidos "hagan lo posible para que la tramitación parlamentaria no salga adelante".

En ese sentido, ha hecho una apelación concreta a Ciudadanos para que no desbloquee una tramitación que, ha afirmado, "va a tener votos de los partidos de extrema izquierda, independentistas y del PSOE". "No podemos facilitar unas cuentas con una senda de déficit aprobada por el Parlamento, que intente modificar la ley de Estabilidad no dejando que el Senado pueda rechazarla", ha apuntado el líder conservador.

Casado, para quien los Presupuestos del Gobierno de Sánchez ponen el riesgo la recuperación económica, ha reiterado su mensaje a Ciudadanos: "Seamos responsables, vayamos juntos y no facilitemos unos Presupuestos que son la semilla de una nueva recesión para España". El líder popular considera que Ciudadanos, con su cambio de criterio, ha vuelto a su espacio original, el centro-izquierda.

Sobre el conflicto catalán, Casado ha pedido a Sánchez que aplique de nuevo el artículo 155 sin un plazo definido, hasta que se recupere la normalidad en Cataluña. Además, le ha reclamado que aborde las competencias de los medios de comunicación públicos, educación, servicios de seguridad e instituciones penitenciarias. Al respecto, Casado ha reseñado que "el Gobierno es incapaz de afrontar ese desafío, que sí hizo el PP.

A algunos empresarios catalanes presentes en el congreso no les gusto el mensaje del líder popular, porque supone tensar más la situación y no ayuda a alcanzar el necesario consenso para acabar con la situación. Estos empresarios, además, opinan que la actual actitud de Ciudadanos responde a su intención de alargar el plazo para la convocatoria de nuevas elecciones.

En declaraciones a los periodistas, antes de participar en un desayuno informativo protagonizado por Ciudadanos en Madrid, Rivera se ha referido a la decisión de su grupo parlamentario de desbloquear la tramitación de la reforma de la Ley de Estabilidad, que busca sortear el veto del Senado a los objetivos de déficit. Este desbloqueo no implica que la formación naranja vaya a apoyar los Presupuestos del Gobierno de Pedro Sánchez, una cuentas "ilegales", ha dicho Rivera, que fueron acordadas "en la cárcel" entre Oriol Junqueras, líder de ERC y exvicepresidente catalán, y Pablo Iglesias, secretario general de Podemos.

Ante cerca de 700 asistentes, representantes de la empresa familiar de toda España, el líder conservador ha pedido a las empresas se impliquen y participen en la Administración pública. "Es fundamental", ha afirmado, "que vayamos de la mano en estos tiempos de desprestigio de la política y de la empresa". 

Casado, además, ha desgranado la agenda para la competitividad que forma parte de su discurso económico y, como primer bloque, contempla una rebaja del impuesto de sociedades al 20%, del IRPF al 40 por ciento y la supresión por ley del impuesto de sucesiones y de patrimonio. Además, se mostró contrario en este punto a varias de las medidas que plantea el Gobierno, como la tasa Tobin, la tasa tecnológica, el aumento de la imposición al diésel y la eliminación de las bases de cotización máxima de la Seguridad Social.

Casado, por otra parte, ha defendido la reforma laboral que promulgó el Gobierno del PP y que ha calificado de "milagro español" por la creación de más de tres millones de empleos. Por eso, a su juicio, no se debe derogar. Lo que se tiene que hacer es "flexibilizar y potenciar los convenios de empresas frente a los sectoriales", así como que las cotizaciones sociales se reflejen en la nómina.

 

Comment As:

Comment (0)