contador gratuito
No icon

Evaluación. Spider- Man Lejos de Casa

Nadie cuestiona la elección de Tom Holland como el nuevo Spider-Man. Su versión es parte integral de Universo Cinematográfico de Marvel y (guste o no) el que su primera cinta se apegara al modelo de Disney para el género de héroes dio como resultado la oportunidad de ver al trepa muros pelear al lado de los vengadores. 

‘Spider-Man: Lejos de casa’ toma lugar despues de los eventos en Avengers Endgame. Peter Parker se encuentra de regreso, cinco años después del chasquido de Thanos. Pero no tiene tiempo para asimilar las pérdidas y cambios. El mundo está atento a la llegada del siguiente Iron Man y el primer candidato es Spider-Man. Para tomar un descanso de toda la presión, Peter va de viaje con sus compañeros de escuela a Europa, con la mala suerte de que unas criaturas llamadas Elementales están atacando su destino y ahora tendrá que unir fuerzas con Mysterio (un héroe perteneciente a la tierra de otro universo) para detenerlos.

Hay un cambio de tono y ritmo con ‘Spider-Man: Lejos de casa’. Es una cinta mucho más enfocada en la comedia y con un tono menos pesado que ‘Avengers: Endgame’. También, mantiene la tendencia de los filmes más recientes de apostar por villanos interesantes. Pero, quizás le falta el peso para ser la conclusión de la tercera fase. Esto es porque, aunque tiene referencias y momentos que hablan del pasado, se siente poco relevante para los eventos a futuro de la franquicia.

 

Lejos de ‘Avengers: Endgame’

‘Spider-Man: Lejos de casa’ se aleja del tono serio de ‘Avengers: Endgame’ para regresar a un ambiente mucho más cálido, familiar y humorístico. Se siente como si parte de la intención de esta historia es servir como colchón para el carrusel de emociones que dejó la conclusión de la batalla contra Thanos. El regreso a ideas más sencillas con un héroe que no tiene (de manera literal) el destino de todo el universo en sus manos.

Lo que esto quiere decir es que deben estar preparados para una dosis más alta de comedia de lo que algunos pueden esperar. ‘Spider-Man: Lejos de Casa’ tampoco pasa tanto tiempo en el drama, como algunos de sus adelantos pueden indicar o el final de ‘Avengers: Endgame’ predijo. En cuanto a su tono, es bastante más cerca de filmes como ‘Homecoming’ o ‘Capitana Marvel’. Para algunos este cambio puede hacer que la cinta se sienta más simple, menos interesante o emocionante. Se trata del efecto secundario de un filme que tuvo que seguir al crossover más grande del MCU y, por desgracia, no hay mucho que se pueda hacer al respecto.

El cierre de la tercera fase del MCU

Spider-Man: Lejos de Casa

Lo que no queda del todo claro, es cuál fue la razón por la que se seleccionó a ‘Spider-Man: Lejos de casa’ para cerrar la tercera fase del Universo Cinematográfico de Marvel. No es que el estudio detrás de estos filmes preste mucha atención a las cintas que despiden estos ciclos (el acto de conclusión de la segunda fase fue ‘Ant-Man’), pero en el caso de la cinta en cuestión muchos esperaban que la segunda parte del trepa muros diera indicios más claros de cuál es el siguiente destino de su universo de héroes. Si no, que al menos sirviera como un epílogo para los eventos de ‘Avengers: Endgame’.

Pero ‘Spider-Man’ se siente como la cinta menos trascendental de 2019 en cuando a lo que el MCU respecta. Aunque puede que haya elementos importantes escondidos dentro de su historia, que luego resulten relevantes para la gran escala de los eventos dentro de ese universo, se siente más como una película medio desconectada, que como la conclusión a la guerra contra Thanos.

Por supuesto, hay menciones sobre los eventos del pasado. De hecho, lo mejor de ‘Spider-Man: lejos de casa’ está cuando la cinta se concentra en la pérdida de Parker de su mentor o la carga de ser uno de los héroes restantes a los que Tony Stark dejó el peso del mundo, la responsabilidad de ser su sucesor. Cuando la cinta aborda estas ideas, en verdad se siente como una especie de epílogo. Pero hay muy poco espacio para esto entre su historia, por lo que se siente más como un capítulo divertido que no deja muy claro qué deberíamos esperar de Marvel Studios a futuro.

‘Spider-Man: Lejos de casa’ sigue perfeccionando la fórmula de Marvel

Si uno elimina todas las expectativas previas que se tienen por el hecho de que ‘Spider-Man’ lejos de casa sea el cierre de la tercera fase del MCU, es en general una película que aprovecha al máximo las lecciones de historia que han dejado sus predecesores. Además de un buen sentido del humor, la cinta cuenta con efectos especiales que son espectaculares y permiten cumplir el sueño de muchos de ver a Mysterio en acción.

Pero no solo esto, sino que también muestra que Marvel Studios sigue poniendo cuidado a sus villanos, intentado mejorar lo que siempre ha sido su talón de Aquiles. La cinta entrega un enemigo que, aunque en principio puede parecer simple, adquiere forma en su acto final. Está lejos de ser el mejor, pero al menos se siguen alejando del malo unidimensional que tuvimos que soportar por mucho tiempo.

Es probable que los fans de los cómics vean venir ciertos giros a mitad de camino. Es el precio a pagar por conocer de memoria las referencias que inundan la historia. Pero incluso si el efecto de lo impredecible no está en ‘Spider-Man: Lejos de casa’, el hecho de que cuente con buenas escenas de acción, una historia interesante y un grupo de villanos más complejos de lo que aparenta el ojo, nos da indicios de que estamos lejos de repetir los días de ‘Thor: el mundo oscuro’ y ‘Iron-Man 3’.

Spider-man y sus coestrellas

Como ha ocurrido con las más recientes películas de Marvel, el héroe no es el único que merece los aplausos después de salvar el día. Si algo, el mérito de que ‘Spider-Man: Lejos de Casa’ sea tan exitosa en lo que a entretenimiento respecta es un logro conseguido en equipo gracias a los actores secundarios.

Ned (Jacob Batalon) y Betty Brant (Angourie Rice) merecen reconocimiento por ser la principal razón de risas a lo largo del filme, así como servir como historia secundaria al viaje de Parker. Lo mismo se puede decir de Martin Starr y J. B. Smoove como los chaperones del grupo. Zendaya entrega una versión diferente a la MJ que muchos conocen por las adaptaciones anteriores, pero que entre todo funciona y le permite distanciarse de los otros intereses románticos en el MCU.

Y los últimos aplausos deben ir para Jake Gyllenhaal que interpreta a Quentin Beck/Mysterio. La versión del héroe de otra realidad del actor está a punto y convencerá a la mayoría de los asistentes, entregando una agradable sorpresa a aquellos que todavía dudaban de su elección o el hecho de que el estudio decidiera integrarlo como un héroe. En la segunda mitad del filme su ‘Mysterio’ toma forma completa y gracias a ciertos efectos especiales está a la talla de uno de los personajes que más amor se merecía del catálogo de Spider-Man.

Comment As:

Comment (0)